SUEÑO CON CUBA.

por Carlos Lasso Cueva.

(después de ver el video con Andy García)

Sueño con Cuba. la tengo tan presente. a veces voy caminando por cualquier parte o
estoy en una reunión con amigos y se trata de un tema cercano y me acuerdo… recuerdo a su pueblo, los barrios habaneros en que viví, los amigos que tuve. recuerdo su aroma, la brisa en sus calles, el viento fuerte que a veces soplaba frente a Copelia, los paseos por La Rampa, la calle Línea, la quinta Avenida, el Capitolio, la Habana Vieja, el barrio chino, la playa del Naútico, la playa del Ferretero en el Miramar…recuerdo como si hubiera sido ayer. Es un recuerdo asoleado y limpio, fresco como el amanecer. Cuba es uno de los más nobles recuerdos que yo tengo, pese a todo…

Recuerdo la intimidad que tuve con su gente, las fiestas a las que me invitaron (siempre nos refugiábamos en una habitación para conversar en secreto)…Recuerdo los solitarios diálogos, la biblioteca José Martí, las conferencias de escritores en la Casa de las Américas, mis clases y a los compañeros de la Escuela de Letras ubicada frente a la prisión de El Príncipe…recuerdo que conocí a Mirta Aguirre, Gonzalo Rojas, Sánchez Vázquez, Mario Benedeti, Eliseo Diego, Guillén, Onelio Jorge Cardoso, Portuondo…recuerdo a Ramón Castro Ruz llevándome algunas tardes a recorrer las granjas del Valle de Picadura y enseñándome a fumar habanos, a los camaradas latinoamericanos que fueron llegando a la isla, al grupo de Black Panters que fueron a vivir a mi hotel y se convirtieron en mis protectores…recuerdo mis visitas semanales a la embajada china, nuestras excursiones de día y medio a la playa de Santa María del Mar…recuerdo la caída de Salvador Allende, las visitas de los jefes de los países del bloque oriental, las veces que vi pasar la caravana de carros con Fidel pareciendo un victorioso Julio César, mi primera residencia en el Siboney, recuerdo que conocí la Villa Marista en donde fui entrevistado por varias horas, a una amiga universitaria que misteriósamente empezó a regalar sus libros y el rato menos pensado supimos que se había ido en una balsa a Miami…

Recuerdo el último día que estuve ahi, de nuevo alojado en mi primera habitación en la villa de El Siboney, recuerdo que mis responsables me acompañaron al avión y uno de ellos me dijo “no sabes cuanto nos has hecho trabajar” y yo le respondí “porque te dió la gana”…recuerdo la fecha de mi salida y cuando me despedi del cocinero que bajaba las escaleras alzando jubiloso mi puño en alto, mi llegada a Lima, el atraso del cónsul cubano a recibirme, la cordialidad de los funcionarios de la cancillería peruana que me dieron permiso de tres meses de residencia…el ambiente de Lima era tan parecido al de mi país.

Recuerdo a mi familia peruana que acudió a verme en el aeropuerto apenas les llamé (en dos autos) y me buscaban en esos enormes pasillos, recuerdo que al dia siguiente de mi llegada a Lima pedi que me lleven a la embajada china, a mi familia que me llevó a donde un primo dentista que me salvó varios dientes y muelas, a los camaradas que conocí en la oficina del futuro alcalde de Lima Alfonso Barrantes Lingán, recuerdo que todos me dijeron que no me fuera por nada del mundo a Bogotá usando el boleto que tenía.

Recuerdo a unas novias que tuve en La Habana…ya han de estar viejas y gordas, han de tener nietos. Y recuerdo a la orquesta sinfónica de La Serena, de Chile, que estuvo de visita dos semanas, y a la bella chilena que tocaba el oboe y que fue mi novia (mi polola), recuerdo sus cartas desde Chile que nunca respondí…me decía que queria volver a estar conmigo para siempre. A veces me arrepiento de haber salido de Cuba, pero recuerdo tantas cosas aún impublicables, y me siento tranquilo de estar aqui. Era imposible.

Recuerdo cuando viajando desde Lima llegué a Túmbez, donde me alojé en un fresco hotelito que tenía la ducha en la terraza, recuerdo que me metí en un cine, y que al día siguiente no me encontré con el camarada Antonio Chang Lama que desde Guayaquil había ido a esperarme…recuerdo el taxi en que me embarqué para ir a Huaquillas…recuerdo cuando crucé el puente de Aguas Verdes y un policía nacional ecuatoriano me quedó mirando y me pidió mi pasaporte (le dije “soy ecuatoriano” y le enseñé mi cédula), recuerdo que compré pasaje en la Flota Ecuador para ir a Guayaquil…recuerdo cuando llegué a Guayaquil…era de noche.

————————————————–

respondiendo la pregunta de una distinguida ciudadana de Loja sobre mi experiencia cubana. En el muro de Rubén Ortega.

Bueno.en Cuba vivi el amor. las cubanas son preciosas y menos complicadas. Yo era un muchacho muy tímido, andino. Ahi maduré.
Cuba era entonces una meca cultural en el continente sobre todo por el concurso Casa de las Américas. venían de jurados distinguidos intelectuales extranjeros y era posible socializar con ellos, alternar, asistir a los seminarios que daban.

Los libros eran baratisimos. habia acceso a contactos con diplomáticos extranjeros. Muchos fueron amigos personales de la mayor confianza: yo visitaba cada semana la embajada china donde me trataban con cortesía y afecto camaraderil. nos invitaban a algunos latinoameicanos a los banquetes que daban por sus fechas nacionales. Igual sucedía con las embajadas de Argelia, Rumanía, Albania, Corea del Norte, Vetnam…

Yo no seria el que soy sin haberme ido a Cuba. Conoci a Mario Benedeti, Adolfo Sánchez Vásquez, Gonzalo Rojas…exhibian mucho cine europeo en la Habana. habian locales que se especializaban en dar películas de tal pais de Europa: uno podia elegir ver cine inglés, suizo, francés, ruso, checo, sueco, polaco o norteamericano…

La experiencia cultural fue enorme. Un deslumbramiento. no se diga la experiencia política. y la experiencia en el amor. todo eso fue memorable. Me enriqueció profunda y poderosamente. No soy castrista. me decepcionó la dictadura totalitaria que ahi hay. pero incluso eso fue muy interesante conocer. la experiencia cubana me obligó a romper con el leninismo-estalinismo. soy un marxista de la primera internacional. Mi primer libro de poemas lo escribi en Cuba. No me dejaron sacar un ensayo que escribi sobre la obra de Máximo Gorki. logré tener una muy buena biblioteca que al salir la regalé a camaradas latinoamericanos.

Una cosa importante: a media hora de la habana habia una hermosa playa, SANTA MARIA DEL MAR. allá íbamos siquiera una vez a la semana, con nuestras novias, en grupo. a veces nos quedábamos a dormir ahi. los hoteles eran populares, muy baratos.

Una vez estábamos en una velada muy animada con el entonces Gobernador del Guayas, dr. Duarte, y estaban amigos de la élite de Guayaquil. uno de ellos, bisnieto de un presidente del Ecuador, amigo personal, me dijo, delante de todos, fraternamente: “tú no estarias aqui con nosotros de no haberte llevado un avión a Cuba”. y tenía razón.

Nunca tuve problemas aqui por lo de mi viaje a Cuba. Aquello no estaba tipificado entonces como delito. Luego, por curiosa casualidad del destino, me tocó ser amigo de una serie de coroneles del ejército, aunque por otros motivos. Me tocó dictar varias conferencias sobre historia del Ecuador en el cuartel de la policia y me conocieron. cada vez que debian dar una charla sobre temas históricos me pedían que les ayude con información. tengo una buena biblioteca y sobre todo u enorme archivo: soy papeloréptico y colecciono todo. asi que me venían a ver para que les permita sacar fotocopias. amigos oficiales de la marina me llevaron varias veces, invitado, a pasar fines de semana y feriados en el hotel que tiene la marina en Salinas. me tocó ser consejero sentimental de algunos de ellos. Alá el misericordioso me concedió muchos favores en este frente.

Tengo un poema que creo sale en mi próximo libro. ahi digo: “solo tenías que quedarte escuchando los discursos del Comandante en Jefe, pero regresaste a tu país a estar solo”. Evoca un idilio con una bella muchacha que era socióloga y pertenecía a la Juventud Comunista de Cuba.

Anuncios

Un comentario en “SUEÑO CON CUBA.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s