Verano de amor.

esta es una famosa película romántica, con Troy Donahue.Acá se presentó con el título: “verano de amor”.
Eran los años sesenta y la gente soñaba con el amor: este aparecía a cada rato, en todas partes la gente se confiaba. Se suponía que el mundo era bello, y que la vida sería hermosa.

El presente transcurría sin complicaciones y eran famosos Pat Boone, Boby Darin, Sandra Dee. Hasta Dean Martin cantaba aceptablemente. Y estaba Elvis. Aparecieron los Beatles y el klu Klux Klan amenizaba la existencia de los negros en EEUU. Hubo la crisis de los misiles y la isla caribeña llena de cohetes rusos fue rodeada por la marina Yanqui. Krushov recapacitó.luego vino la guerra de Vietnam… que se extendió -por la ternura de los monopolios yanquis- brutalmente a Laos y Camboya. De manera poética los bombardeos B-52 fumigaban con Napalm la campiña del sudeste asiático. Estaban Sartre y Bertrand Russell, que hablaban a nombre de nosotros. Apareció Marcuse y las cosas empezaron a animarse. El Che fue a suicidarse en una inhóspita y apartada zona Boliviana. Los Rusos invadieron Checoeslovaquia.Y explosionó Mayo del 68, como una eclosión maravillosa de júbilo y ternura. Obreros y estudiantes se tomaron las calles y ocurrió la huelga de masas más grande de la historia. Se izaron banderas que la contrarrevolución estalinista había enterrado. Agustín Cueva publicó “Entre la ira y la esperanza”. La liberación femenina empezó a llegar hasta nuestras playas,y ocurrió la huelga Guayaquileña de la vieja casona Universitaria, en mayo del 69. Andábamos en los 18 abriles y nos tocó presenciar, cada noche, debates entre anarquistas, maoistas, estalinistas, trotskystas. Algunos compañeros nos prestaban libros y un mundo desconocido se empezó a abrir para nosotros. Fue un interesante soviet estudiantil que duró tres meses, y nos marcó. El Ilustre viejo Aguirre fue candidato único al rectorado de la Universidad Central, mientras estaba en el poder el siniestro Velasco Ibarra. Por pegar afiches en su contra fuimos hospedados una semana en el calabozo común del cuartel modelo. Nos robamos un tanquero de leche de la Indulac y la repartimos en la madrugada en tres barrios del suburbio: primeras planas en los diarios del puerto principal. Primera borrachera de la vida la tarde y noche siguiente.
En la década del 70 la gente comenzó a casarse y a divorciarse: no ha parado, hasta ahora. Por la Bahía, en Guayaquil, había un refugio conocido, frecuentado por la gente de la Universidad Estatal. Por ahí se encontraban subiendo y bajando las escaleras de madera ex novios y ex novias con sus nuevas parejas: era la residencial Babahoyo. Antigua casa de madera de dos pisos altos.Casi todas las habitaciones tenían ventanas a la calle. Ya no existe.

Anuncios

Un comentario en “Verano de amor.

  1. Su formacion ha sido sufiente para tener esa aureola inconfundible , que se complementa con la vena poetica que todavia mas lo hace singular , albricias y que vengan mas necdotas compadre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s